Bienvenidos a la etapa de las rabietas

rabietas

Sí, hemos llegado a esa época que yo creí que nunca pasaríamos (jejeje). Y, esque no quería darme cuenta de que ya estábamos metidos de lleno.

Hace algunas semanas tuvimos reunión de padres, me gusta ir a las reuniones porque normalmente nos dan consejos y respuestas a algunos comportamientos que están teniendo nuestros pequeños. En ocasiones, sabemos perfectamente lo que les pasa, pero necesitamos reafirmarnos y comprobar que nuestros peques no son bichos raros y lo que les pasa, también les sucede a sus compañeros.

Lo que más me gustó es que la profesora nos dijo con mucha sinceridad y normalidad, “están en una etapa muy complicada, lo más importante es tener paciencia, las rabietas pasarán, aunque creáis que no, pasarán“. Aquí empecé a darme cuenta de que los cambios de humor, pataletas y caprichos tenían un nombre: RABIETAS, y que son parte de la evolución y más normales de lo que pensamos, sólo necesitamos intuición, algo de información y algunos consejos para saber cuál es la mejor manera de gestionarlas.

¿Porqué rabietas ahora?

Nos contaban en el cole que hasta ahora no percibían al resto de mortales a su alrededor, eran sólo ellos y papá y mamá, ahora comienzan a ser conscientes de que no están solos, en la guarde, cole, casa, parque. Por eso comienzan como los pajarillos de Nemo “mío, mío, mío, mío”.

Hay que tener en cuenta que siguen sin dominar el lenguaje al 100%, el no saber expresarse,  muchas veces les frustra y el no saber cómo gestionar esta frustración deriva en una gran rabieta.

Pero ¿qué pasa con gemelos y mellizos? Tenía mis dudas de que esto mismo pudiese estar pasando por las mentes de mis mellis, al haber estado acompañadas de su hermana en todo momento, han tenido que sentir que compartían muchas cosas, lo que debería hacer esta fase mucho más suave ¿no?; ¡todo lo contrario! los celos y la competitividad se han multiplicado, en ocasiones tienen ansia viva por apoderarse en primer lugar de los juguetes, columpios, objetos, …, como si la primera que llegase se fuese a quedar con el “premio”. Y eso que hemos ido trabajando muy mucho el tema de compartir. Esto no quiere decir que no se adoren y coman a besos en otros momentos más relajados.

En fin… he intentado buscar información, y como viene siendo habitual, finalmente me guío por mi instinto en base a lo escuchado, leído, buscado, visto, etc. Porque hay cada cosa por ahí…

Lo que a mi me funciona con las rabietas:

  • Cambiar de tema, distraer es una buena táctica cuando veo que está comenzando a encenderse pero todavía no está enrabietada del todo. Por ejemplo, si no quiere ponerse el pijama y se tuerce, la distraigo con un cuento, muñeco, pegatinas o lo que sea, cuando se ha calmado un poco y se pone a jugar, empiezo a ponerle el pijama haciéndole comentarios, “que chuli esa pegatina”, “mira el lobo que feo es”…
  • Mimos, cuando veo que está cansada y desconsolada y siento que me busca las manos o brazos, sé que lo que necesita son unos pocos de mimos y dormir
  • Seguirle la corriente e intentar que se olvide de la rabieta, tipo: “Claro, normal que te hayas enfadado, tú eres muy buena y siempre dejas tus juguetes ¿a que sí? (silencio), no hay que quitar, hay que pedir por favor. Vamos a coger otro juguete más chuli para tí” o “Si es normal que quieras ponerte la camiseta de las flores, son preciosas, pero vamos al parque y se va a ensuciar mucho, te va a dar mucha pena, mejor la guardamos para ir guapa mañana ¿vale?”. Advertencia! Como todo, hay veces que funciona y hay veces que no por el grado de enrabieta-miento que se haya pillado, en tal caso, pasamos a la siguiente fase.
  • Seguir a tu rollo, pero siempre cerca de ella, lleva un rato pataleando, llorando, pegando y no hay manera de distraerla ni consolarla, ni hablar con ella, ni nada de nada. Entonces, me pongo a mi rollo, pero siempre cerca. En la reunión de padres nos recomendaron no dejarles solos en estos casos, esto les causa más frustración y además sensación de soledad.

¿Cómo has pasado tú esta etapa? Por favor comparte si tienes mas consejos o has encontrado la “fórmula mágica” 😀.

Deja un comentario